Lo que se puede publicar en un blog… Y lo que no

Cuida tu lengua escrita

Mucho se habla acerca de lo que se puede publicar en un blog y lo que no, pero al final es una cuestión mucho más intuitiva y de sentido común.

Tener un blog para tu empresa e incluso personal conlleva mucha responsabilidad. No solamente por la frecuencia con la que estés dispuesto a actualizarlo si no también por el tipo de temas que abordes.

Lo que se puede publicar en un blog: ¿qué considerar?

  • Primero lo primero: la frecuencia. Mientras más entradas hagas regularmente, mayores posibilidades tendrás de posicionarte en la red sin mucho esfuerzo… No obstante, considera que requerirás dedicarle algunas horas al mes. Si el tiempo te lo permite, publica de dos a tres entradas a la semana, si no tienes tanto tiempo disponible, con una publicación semanal estarás cubierto.
  • No todo es publicar, el valor agregado viene en el contenido. Como ya te lo vengo diciendo, tener un blog es una responsabilidad y el contenido es una parte vital de tu blog, es la esencia. Antes de crear un blog piensa muy bien acerca de qué temas va a tratar: si no tienes un objetivo bien establecido será fácil que te pierdas en el camino.
  • Si tu blog es empresarial puedes sacarle mucho provecho, con esta herramienta podrás informar a tus clientes acerca de los productos o servicios que ofreces. Es importante que, antes de comenzar a crear tus entradas, sepas muy bien qué tipo de estilo utilizarás: formal, personal, informal y también si solamente te delimitarás a tus productos o hablarás de temas relacionados.
  • Las imágenes y videos son de gran ayuda a la hora de crear entradas, pero procura que sean de tu propiedad, ya que si utilizas alguna imagen o video con derechos de auto podrías meterte en un gran problema. De nuevo, el contenido original y de valor es fundamental en un blog empresarial, sobre todo si deseas aparecer en las primeras opciones de los buscadores.

Un poco de Content Marketing

  • Crea un plan de contenidos para saber qué publicarás cada semana. Esto es opcional y totalmente flexible, también puedes publicar de acuerdo a lo que te vaya pidiendo tu público y, de esta manera, crear contenido fresco que genere engagement.

El objetivo principal de un buen contenido es que sea compartido por los lectores y se convierta en un referente de tu industria.

  • Tal vez llegue un momento en la vida de tu blog en que no encuentres temas de los cuales escribir. Lo que puedes hacer es una pequeña investigación acerca de lo que tu competencia está hablando y adaptarlo a tu blog. Esto no quiere decir que hagas una copia de las publicaciones de tu competencia, solamente inspírate para darle otro punto de vista al tema.
  • Tampoco es válido hablar mal de la competencia o hacer malas reseñas de los productos y servicios de otras empresas. Si haces esto, solamente quedarás mal ante la comunidad virtual, te verán como una empresa poco profesional y perderás credibilidad.
  • Si de pronto hallar inspiración en los temas relevantes de otros blogs ya no te funciona, puedes tomar una publicación anterior tuya y darle un nuevo giro, actualizarla, simplemente reeditarla con nuevas etiquetas. Esto es para que no pierdas días tratando de que llegue la inspiración a ti sin publicar una sola entrada.

Crear contenido valioso

Algunos temas que puedes utilizar para tu blog son consejos sobre cómo usar tus productos, reseñas de libros o películas que te hayan inspirado a poner tu negocio, noticias relevantes de tu empresa, estudios o investigaciones acerca del mercado o industria en la que te mueves, algunas historias de éxito de tus clientes, entrevistas a tu personal o videos en donde se muestre el día a día de la empresa o la creación de tus productos.

Un consejo muy útil es que anotes todas las ideas que se te ocurran en un lugar especial para ti, una libreta o una aplicación de tu celular. Lo importante es que tengas estas ideas a la mano para cuando llegue la inspiración comiences a escribir de inmediato.

En ocasiones las mejores ideas llegan sin avisar, no dejes que se escapen.

Algunas personas se acomodan más escribiendo primero el título o la idea global del contenido y después lo desarrollan. Otras tantas comienzan a escribir una lluvia de ideas y desarrollan la que crean que puede tener más valor.

No importa cuál sea tu método, encuentra momentos de inspiración a lo largo del día para alimentar tu blog.

Otro método eficaz para crear contenido de valor es que existan varias personas que publiquen en el blog. Pueden ser los mismos empleados o los socios, lo importante es que la temática de la que escriban sea la misma y siga una misma línea. Incluso pueden escribir del mismo tema, pero con sus diferentes puntos de vita abriendo la posibilidad de un debate sano.

Por último, recuerda que mientras más disfrutes de escribir por y para tu blog, esto se verá reflejado en tus entradas. Todos tenemos días sin inspiración y está bien. No te frustres, deja que las ideas fluyan.

Guillermo Chávez Conejo
(Ciudad de México, 1984). Es autor de tres poemarios: De arena y Universo, Entre tus muslos y Canción bajo tu cuerpo. Estudió literatura latinoamericana en la Universidad Iberoamericana (UIA), obtuvo el título de Máster en Integración Europea por parte del Instituto de Estudios Europeos de la Universitat Autònoma de Barcelona y está certificado en nuevas tendencias comerciales en América Latina por el Banco Interamericano de Desarrollo y en International Human Rights Law por la Université Catholique de Louvain. Es presidente de la Asociación de Egresados de Letras de la UIA para el periodo 2017 - 2019. Ha escrito sobre temas especializados en marketing digital para Virket y sobre turismo de México, Perú, Estados Unidos y Europa para Hoteleus. Actualmente trabaja como Digital Content Specialist en Virket.